Cinco meses sin lectura de los contadores del agua - El Periódicu
2811
post-template-default,single,single-post,postid-2811,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-16.8,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.5.2,vc_responsive

Cinco meses sin lectura de los contadores del agua

Izquierda Unida presentó una moción para la devolución de las cantidades cobradas indebidamente en el primer trimestre, que no se ha tenido en cuenta, y denuncia el cobro “por estimación” en el segundo

 

La moción “para la devolución de las cantidades cobradas indebidamente por el Ayuntamiento de Noreña en los recibos del agua, del alcantarillado y del canon de saneamiento” presentada por Izquierda Unida el 12 de julio no ha sido tratada. El equipo de gobierno de IPÑ no ha tenido a bien llevar la propuesta a la Comisión Informativa ni al Pleno Municipal.

En ella se proponía estudiar la posibilidad de devolver los recibos con incremento erróneo y realizar una nueva liquidación verdaderamente trimestral. De no ser posible, al menos, devolver las cantidades que han sido cobradas de más indebidamente. Por otro lado, también se propone que conste en los recibos la fecha de la lectura del contador que motiva la liquidación, así como la lectura anterior.

En marzo se contrató una empresa para hacer un estudio y realizó las lecturas, algo que venían haciendo los trabajadores. municipales. El caso es que tras realizarlo la empresa numerosos vecinos vieron incrementado su recibo del primer trimestre. Tras examinar recibos aportados por varios vecinos y consultar con los servicios técnicos municipales “dichos incrementos son consecuencia principal de la aleatoriedad con la que se han producido las lecturas de los contadores” explica Javier Ardura.

Las ordenanzas establecen que los recibos son trimestrales, con 90 días de diferencia entre lecturas.“En algunos casos se ha realizado con más de 115 días de diferencia contraviniendo las propias ordenanzas”, afirma el concejal advirtiendo que esto conllevó que bastantes usuarios hayan pasado del consumo mínimo establecido. “Una vez superado ese mínimo la tarifación que se realiza es más cara, lo que repercute notablemente en los bolsillos de los afectados, especialmente en los que están en situación más desfavorecida”, subraya el edil.

El resto de grupos políticos de la oposición, PSOE, Conceyu y Ciudadanos, están de acuerdo con la posición de Izquierda Unida y esperaban poder hacer aportaciones en beneficio de la ciudadanía cuando se tratase la moción en los órganos correspondientes

Cinco meses sin lectura

Si la situación generada en el cobro del recibo del primer trimestre resultó irregular en cuanto al periodo de lecturas. La situación no se ha corregido en el segundo, aunque el problema parece algo diferente. Según denuncia IU hace ya “más de cinco meses” que nadie ha realizado una lectura real de los contadores de agua, pero el 1 de septiembre se ha cargado el recibo, “obviamente de una manera estimada”.

Entre tanto, la semana pasada se ha adjudicado un contrato de lectura de contadores por dos años a una empresa y tiene un mes de margen para empezar. “Se puede deducir que el tercero también será facturado por estimación”, lamenta Ardura subrayando el incumplimiento del Ayuntamiento de su propia ordenanza y la tarifa se encarece al exceder los 30 m3 y repercute el alcantarillado y el saneamiento.

“En Siero con un problema similar pusieron todo un departamento a trabajar para solucionarlo, aquí IPÑ ni siquiera deja tratar la propuesta y se niega a devolverlo”, denuncia el concejal de Izquierda Unida.

Comparte en:
Tags: